gramo
gramo

I WANT TO BE A POP IDOL

por LSZTHR
I WANT TO BE A POP IDOL

¿Qué tiene que ver Oscar Wilde con el glam rock? Velvet Goldmine, that’s what.




“An artist should create beautiful things, but should put nothing of his own life into them.” (Oscar Wilde).




El setting: principios-mediados de los 70’s, el glam en todo su esplendor con bandas como T. Rex, David Bowie, Sweet, Roxy Music en Reino Unido y de este lado del charco Lou Reed, Iggy Pop, Alice Cooper New York Dolls, entre otros. ¿Moda, música? ¿Más bien un poco de ambas? Influencias desde el rock psicodélico, punk, folk, etc. 



El cast: unos muy jóvenes (y atractivos) Jonathan Rhys-Meyers, Christian Bale, Ewan McGregor, Toni Collette, entre otras apariciones especiales, las cuales trataremos más adelante. El personaje de Rhys-Meyers, Brian Slade, está fuertemente inspirado en David Bowie, mientras que McGregor interpreta una fusión entre Iggy Pop y Lou Reed.



La película:“Velvet Goldmine” (1998), dirigida por Todd Haynes; el mismísimo responsable de “I’m not there” (2007) y Carol (2014). El nombre hace referencia a una canción de David Bowie, en quien originalmente estaría inspirada la cinta. Cuentan las historias que a) A Bowie no le simpatizó mucho el guión , b) Bowie tenía ya planes para una biografía, c) etc, por lo que Haynes no pudo conseguirlo para el proyecto. No problema. Al final - esa - biografía de Bowie no se hizo, y por mucho que quiera al David, Velvet Goldmine funcionó excelentemente sin él.






De ser cierto todo lo de las vidas pasadas, creo que en una de ellas fui parte del movimiento glam en Londres alrededor de los 70’s, morí joven por andar tan metida en el show (sex, drugs, rock & roll) y por eso, heme aquí: todavía alcancé a renacer en esta época, aunque ya bajándole unas cuantas rayitas, aprendiendo de la experiencia. También sospecho haber vivido en el S.XIX, pero eso es otra historia.


Laugh, if you may. Lo digo porque no es la primera vez (ni la última, imagino) que me sucede algo así, un deja vu distinto al racional, más bien emocional. Impulsos eléctricos que se extienden de pies a cabeza y los sientes llenarte de una emoción nivel ojito-Remi que no puedes explicar. Algo que te hace click y no sólo por simpatía o gusto, no: te resulta familiar, evoca una memoria hace tiempo olvidada en algún rincón de tu ser. Algo que conecta contigo, con tu yo presente o el de hace algunos años, pero que conecta igual que tú a través de cada interacción (por muy básica o compleja que sea) encuentras conexión con resto de las piezas que vibran a tu alrededor.



Velvet Goldmine es una mina de referencias y detalles de la época glam que te absorben, envuelven y escupen de vuelta a la realidad, seas consciente o no de todas ellas. En la primer escena, vemos un paneo de la bóveda celeste hasta la puerta de un hogar en Londres, una nave espacial, y posteriormente lo que parece ser un pequeño Oscar Wilde en una canastilla frente a ella. Wilde, “el primero de su tipo”, el “alienígena” que no pertenece. Su sueño: convertirse en un ídolo pop. La historia entonces salta a 100 años después, apróximadamente, con los descendientes de esta línea de artistas del performance en medio de una lucha no por cambiar el mundo, sino una revolución de identidad que terminó en la destrucción; tanto física (como mi caso hipotético de defunción), como en la de sus personajes creados durante esa época. Así como David Bowie pasó de su look Stardust al Moonlight, vemos a varios personajes convertidos en lo que durante esa época serían sus propios alter-egos.


“Art is the most intense mode of individualism that the world has known.” (Oscar Wilde)



Sin hablar mucho de la trama e historia, la estructura general narrativa ha sido comparada con la de Citizen Kane ; un reportero (Christian Bale) qe busca esclarecer el misterio de un ícono de la cultura pop, termina reviviendo detalles entre memorias suprimidas su propio pasado. En esos flashbacks conocemos Brian Slade (Rhys-Meyers) y el equivalente a su Ziggy Stardust: “Maxwell Demon”, llamado igual que  la banda de Brian Eno a mediados de los 60’s.






En la película vemos a dos bandas importantes: The Venus in Furs y Curt Wild´s Wylde Ratttz. La primera, de Brian Slade (Rhys-Meyers) en Londres, toma el nombre de una canción de Lou Reed en The Velvet Underground y está integrada por Tom Yorke y Jonny Greenwood de Radiohead, Bernard Butler de Suede, Paul Kimble de Grant Lee Buffalo y Andy Mackay de Roxy Music.


La segunda, Curt Wild´s Wylde Ratttz, es el referente a The Stooges, integrada justamente por la representación de Iggy en el film que es Curt Wild (McGregor) y Ron Asheton de The Stooges, acompañados de Thurston Moore y Steve Shelley de Sonic Youth, Mike Watt de Minutemen, Don Fleming de Gumball y Mark Arm de Mudhoney


Brian Molko y el resto de los Placebo interpretan 20th Century Boy, canción original de T.Rex de la cual, existe una versión  en la que participa el mismísimo “Mister.. David.. Bowieee!”.  El soundtrack, además de recopilar canciones características de la época, incluye en su gran parte composiciones hechas exclusivamente para la película - una colaboración de Jarvis Cocker ( my love) entre ellas.



Hay mucho que decir de Velvet Goldmine, podría seguir llenando varias cuartillas más but I won’t. Entraría en spoilers, y prefiero simplemente extender mi más sincera y profunda recomendación, desde el fondo de esta personita que vió en una misma cinta la conjunción de su afición por toda una época/cultura/contexto, la cual no le tocó vivir (que recuerde), pero le gusta pensar que tal vez, en algún universo alterno… sí.


La película está en Netflix, así que pueden disfrutarla con el volumen a todo lo que da, antes de que la quiten.  También existe una playlist en Spotify, aunque por su catálogo y permisos no incluye todo el soundtrack original:  




Playlist




INDISPENSABLE TRINIDAD

por Aarón Rob


       La mayoría de nosotros “funcionamos mejor” teniendo algo – reglas, patrones, caminos, calendarios, etc. - o alguien que seguir.

INDISPENSABLE TRINIDAD

por Aarón Rob

NO LO LEAS MESSI

por David Fonseca


       En los últimos años he escuchado infinidad de comentarios en platicas informales sobre si Lionel Messi, es o no el mejor jugador del mundo y/o de todos los tiempos.

NO LO LEAS MESSI

por David Fonseca

JOLIETTE

por Rodrigo Vázquez-Mellado


       Tocamos con Joliette en un ático en Salamanca

JOLIETTE

por Rodrigo Vázquez-Mellado